Técnicas que agrupa SENDA

Psicoanálisis

Sigmund Freud inaugura a principios del s. XX la práctica terapéutica del psicoanálisis concediendo al subconsciente de la mente humana un lugar para su reconocimiento, valor y estudio. Las psicologías profunda, humanista, dinámica y analítica son deudoras de esta labor.

El psicoanálisis establece unas rutinas de comunicación entre el terapeuta y el paciente basadas en la interpretación por parte del primero de lo puesto de manifiesto o extraído del subconsciente del paciente: contenidos psíquicos inconscientes que hacen referencia a eventos de carácter traumático, humillante o doloroso y que han quedado reprimidos en el subconsciente. Estas escenas rememoradas han adquirido un carácter patógeno en la persona que, aunque de forma encubierta, la incapacitan para desarrollar una vida normal. Al ser expuestos, el carácter sintomático del daño que han causado es aliviado.

            Sin embargo, puede darse que el trauma reprimido en esta memoria que empieza a despertar a través de la práctica asociativa del psicoanálisis, al ser analizado de forma consciente, genere “resistencias” por el hecho de que el paciente no pueda tolerar el reconocimiento del trauma por la dimensión del daño causado. Son lo que se denominan “transferencias negativas”. El objetivo, a pesar de todo, es que en terapia se posibilite una “transferencia positiva” y el trauma quede reconocido, reubicado y por tanto sanado.

Contacto

649 195 650

686 800 887

Legal

h

Aviso legal

h

Aviso de privacidad

h

Política de cookies

Social